fbpx

¿Qué es y qué financia el Ecovalor?

Desde hace años, la legislación va en la línea de aplicar la máxima de ‘Quien contamina, paga’. En el caso de los residuos, esto se traduce en que el consumidor del producto (ya sea una lata de refresco, una botella de vino o un neumático) tiene que costear el tratamiento y gestión del mismo, cuando se quiera desprender de él, es decir, cuando se considere residuo. En el caso de los neumáticos, este coste de gestión recibe el nombre de Ecovalor.

SIGNUS en el II Congreso Nacional de Gestión de RAEE celebrado en Valencia

A finales de año tuvo lugar en Valencia, el II Congreso Nacional de Gestión de Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos, centrado en la economía  circular. Encuentro en el que estuvo presente Gabriel Leal, director general de SIGNUS para hablar de “La responsabilidad ampliada del productor como elemento clave de la estrategia de economía circular: presente y futuro”.

Los microplásticos y la reutilización

Una bolsa de plástico, una crema exfoliante, un envase de un helado o una pajita tienen en común que están fabricados o contienen plástico. Un residuo que, como cualquier otro,  puede acabar contaminando el medio marino si  no se gestiona correctamente. 

¿Sabes cuánto CO2 deja de emitirse gracias a la reutilización? Así funciona la calculadora de AERESS

Hace cuatro años AERESS, la Asociación Española de Recuperadores de Economía Social y Solidaria, puso en marcha una calculadora de emisiones que permite traducir en kilos de dióxido de carbono (y su equivalencia en árboles absorbiéndolo o coches eliminados de la vía pública) lo que se consigue mediante la reutilización de ropa, muebles, electrodomésticos y otros artículos como juguetes o libros.

El plástico: el nuevo inquilino del mar

De un tiempo a esta parte, el plástico se ha convertido en un compañero de viaje imprescindible, a veces incómodo, desde que nos despertamos hasta que nos vamos a dormir. Tanto micro como macroplásticos, si no reciben el tratamiento correcto pueden terminar en el mar llegando a introducirse en la cadena trófica. Para evitarlo, se ha puesto en marcha el proyecto RepescaPlas que busca la valorización material de los plásticos procedentes del mar.