Columpio con un neumático

 

¿Jardín aburrido? ¿Buscando algo original para decorar la terraza? Entonces es hora de ponerse manos a la obra con un gran clásico en esto del reciclaje de neumáticos: ¡un columpio DIY! Hacerlo es muy fácil: solo necesitas un taladro para hacer los agujeros, hembrillas y cuerda. Decóralo con pintura en spray y dale tu toque personal. ¡Manos a la obra!

 

MATERIALES: Neumático reciclado, cuerda, hembrillas cerradas, tuercas, arandelas, imprimación en spray, pintura en spray

HERRAMIENTAS: Taladro, flexómetro, cepillo, rotulador permanente, tijeras, plantilla.

 

1. Aplicar la imprimación

Para empezar, limpia bien el neumático con la ayuda de un cepillo, asegurándote de que eliminas cualquier resto de polvo o suciedad que pueda haber. Acto seguido, aplica una imprimación para plásticos en spray, que preparará la superficie del neumático para decorarlo. Deja secar el tiempo recomendado por el fabricante.

Siempre que uses spray, asegúrate de agitar enérgicamente el bote durante al menos un minuto y de purgar el bote después de cada uso –así no se atascará-.

2. Pintar el neumático

Una vez haya pasado el tiempo de secado adecuado para la capa de imprimación, aplica pintura en spray para decorar el neumático. Decóralo como quieras: en este caso, el neumático está pintado de un tono de azul muy suave, con detalles veraniegos en amarillo y verde hechos con ayuda de una plantilla. Deja secar.

 

3. Colocar las hembrillas

Hora de coger el taladro. Marca cuatro puntos en la superficie del neumático, dos a un lado y dos a otro, con cierta separación. Si el neumático fuese un reloj, haz los agujeros en las 2, las 4, las 8 y las 10. Serán los cuatro puntos en los que instales las hembrillas.

Monta una broca adecuada para el tamaño de tus hembrillas y haz los agujeros con el taladro. Es importante que la pintura esté bien seca para no estropear la decoración del neumático. Introduce las hembrillas en los agujeros y fíjalas con tuercas y arandelas.

4. Colocar las cuerdas

Una vez estén las hembrillas instaladas, solo queda poner la cuerda para poder colgar el nuevo columpio. Elige una cuerda gruesa, capaz de soportar peso, e introdúcela por las hembrillas. Fija un trozo de cuerda por hembrilla, haciendo un nudo marinero, con fuerza, en cada uno de los puntos de anclaje.

¡Ojo! Asegúrate de elegir un anclaje adecuado según el uso que le vayas dar al columpio y fija bien las uniones.

¡Listo! Ya puedes colgar tu columpio y empezar a disfrutarlo. ¿Qué te parece el resultado?

 

2 Comments

  • Darío 26 Julio, 2017 Reply

    Que genial !!! lo voy a implementar, me encantó, estoy por mudarme y voy a tener un lindo jardín para decorar y esto me viene genial. Continuando con el tema hace poco he descubierto una empresa en Argentina que recicla neumáticos fabricando pisos de goma que se pueden utilizar en interiores de casas como baños, gimnasios y para exteriores como por ejemplo parques de juegos para niños, les dejo el link por si quieren pegar una mirada http://www.ecopianopisosdegoma.com.ar/

    • SIGNUSecovalor 27 Julio, 2017 Reply

      Muchísimas gracias por el enlace. Nos encanta conocer nuevas iniciativas de este tipo e intentaremos darle la mayor visibilidad posible.

Deja un comentario