fbpx

Hazte un revistero con un neumático usado

Si tienes la casa llena de revistas amontonadas por los rincones, este proyecto es para ti. Con medio neumático, un poco de pintura en spray y un poco de madera, puedes hacerte un revistero casero como este, perfecto para poner un poco de orden.

 

MATERIALES: Medio neumático, madera, tornillos para madera, tornillos de métrica, tuercas, arandelas, imprimación en spray, pintura en spray.

HERRAMIENTAS: Sierra de calar, taladro, cepillo, alicates.

 

 

1. Hacer los agujeros

Para empezar a crear tu revistero DIY, necesitas hacer los agujeros que te servirán para unir el neumático a la base de madera que lo sostendrá –compuesta por dos patas y un pequeño listón de unión-.

Con la ayuda de un flexómetro y un rotulador blanco, marca tres puntos de unión en la base de tu neumático, en su cara externa, con unos 10 centímetros de separación entre ellos. Usa un taladro y abre los agujeros.

Cuando acabes, limpia bien la superficie con un cepillo para preparar la superficie para aplicar la pintura en spray

 

2. Pintar el neumático

Cuando el neumático esté bien limpio, es hora de decorarlo. Antes de empezar a pintarlo con el color que quieras, es recomendable que le apliques unas capas de imprimación, para asegurarte de que la pintura agarra después de manera homogénea. Cuando completes este paso, dale varias capas de pintura en spray y deja secar.

3. Colocar las patas

¿El neumático ya está seco? Es el momento de cortar y colocar la base de madera que lo sostendrá. La idea es atornillar la base del neumático a esta estructura y poner las revistas dentro de la rueda reciclada.

Empieza por hacer las dos patas de madera. Para ello, usa un listón cuadrado grueso y una sierra de calar. Corta los extremos a 45º: así las patas quedarán inclinadas y la estructura será más estable. Las patas de este revistero tienen 25 cm de largo.

Cuando las tengas, prepara un pequeño listón de madera de unos 35 cm. Será la unión entre las patas y el neumático. Marca en ese listón los tres puntos de unión al neumático, que deberán ajustarse a los tres agujeros del neumático. Haz esos agujeros y, a continuación, monta las patas: van atornilladas entre ellos, usando un par de tornillos de madera por cada pata.

Una vez tengas las patas montadas, usa tornillos de métrica, tuercas y arandelas para unir el neumático con la estructura de madera. ¡Listo!

 

¿Cómo crees que ha quedado? ¿Lo visualizas en tu salón lleno de revistas?

One Comments

  • Olga 31 enero, 2018 Reply

    Muy bueno lo hare

Deja un comentario