DecoraciónDIYPaso a paso

Cómo hacer una mesita auxiliar con un neumático reciclado

Es fácil de hacer, bonita y práctica. ¿Qué te parece esta mesita auxiliar casera? Está hecha con un neumático reciclado, un poco de madera y cuatro patas. ¡Ojo al paso a paso!

MATERIALES: Neumático usado, madera, patas de madera, barniz, adhesivo de montaje, pintura en spray, tornillos.

HERRAMIENTAS: Sierra de calar, taladro, paletina, cepillo, lápiz, taco de lija, flexómetro.

Paso 1: Limpiar el neumático

Es imprescindible que limpies a fondo la superficie del neumático antes de empezar a trabajar con él. Usa primero un cepillo de cerdas duras para acabar con la suciedad superficial, como polvo o restos de arena, y repasa después con un estropajo impregnado de agua y jabón. Si hay restos de grasa, además, deberás usar un producto específico capaz de acabar con ellos.


Paso 2: Cortar la madera

La estructura central de esta mesita auxiliar es bastante sencilla. Tan solo tienes que crear un par de piezas circulares de madera para darle forma: una de ella va pegada sobre la parte superior del neumático, creando la superficie de la mesa, y la otra, a la que van atornilladas las patas, bajo la goma. Ambas deben tener un diámetro al del neumático.

Traza las piezas circulares en un tablero de madera con la ayuda de un listón a modo de compás. Atorníllalo ligeramente al centro del tablero y hazle un agujero por el que pasar un lápiz a una distancia del tornillo igual al radio de la circunferencia que quieras dibujar. De esa manera, pasando el lápiz y girando el listón sobre sí mismo, crearás una circunferencia de la medida adecuada. Cuando lo tengas, corta con una sierra de calar y lija bien los cantos.

Paso 3: Pintar la goma

Decora el neumático con un poco de pintura en spray para darle color a tu mesita. Antes de empezar, protege la mesa con un papel protector y ponte guantes y mascarilla. Después, apoya el neumático sobre un par de listones de madera colocados en paralelo, algo que te ayudará a trabajar con más comodidad y a pintar toda la superficie fácilmente.

Pinta en pasadas cortas y ligeras, a unos 20 centímetros, manteniendo el bote lo más vertical posible. Aplica una primera capa, deja secar unos minutos, y vuelve a pintar. Cuando acabes, deja secar.

Si quieres conocer más formas de pintar neumáticos y la manera recomendable de hacerlo, puedes leer este artículo: cómo pintar neumáticos para tus proyectos de bricolaje.

Paso 4: Barnizar la madera

Aplica un barniz decorativo sobre la pieza de madera que hará de superficie de tu nueva mesa. De esta manera, además de mejorar el resultado estético, la protegerás de rayaduras, golpes o manchas, aumentando su durabilidad.

Con tu superficie de trabajo protegida, coloca la pieza circular sobre dos listones de madera y aplica el barniz con la ayuda de una paletina adecuada. Después, deja secar y aplica una capa adicional si es necesario.

Paso 5: Montar la mesita

Cuando todas las piezas que has pintado estén secas, es el momento de montar la mesita. Empieza pegando la pieza de madera no barnizada a la parte inferior del neumático con un poco de adhesivo de montaje -u otro producto potente capaz de pegar este tipo de materiales-. Aplica un cordón de adhesivo sobre la madera y pégala a la goma, moviendo la ligeramente la pieza para asentar el producto. Después, presiona con fuerza unos segundos.

Cuando la base de madera esté pegada a la goma, fija las cuatro patas. Colócalas sobra la madera, de manera equidistante y pegadas al borde exterior, y marca con un lápiz los puntos en los que tienes que hacer los agujeros para poder atornillarlas. Después, abre los agujeros con la ayuda de un taladro y una broca del tamaño adecuado y fija las patas.

En este caso las patas son de madera, pero hay muchas otras opciones: patas de horquilla metálicas, ruedas para poder mover la mesita a dónde quieras… ¡tú eliges!

Tras atornillar las patas, pega la pieza de madera barnizada al neumático. Repite los mismos pasos: aplica un cordón de adhesivo de montaje en la pieza de madera, colócala sobre la cara superior del neumático y muévela ligeramente para asentar el adhesivo. Después, presiona con fuerza unos segundos.

Es recomendable asegurar la unión con un par de sargentos hasta que el adhesivo cure totalmente. En el caso de la pieza superior, asegúrate de proteger la zona en la que apoye la herramienta antes de colocarla para no dañar el acabado. Deja secar el tiempo recomendado por el fabricante.

¡Listo! ¿Has pensado ya dónde vas a colocar tu nueva mesita? ¡Déjanos un comentario si te surgen dudas!

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *